Codalario
Está viendo:

Libro: «Estrategias eficaces de práctica instrumental. Primeros pasos al estudiar una obra musical» de Silvia Tripiana Muñoz

  • Comparte en Facebook
  • Comparte en Twitter
 
12 de noviembre de 2019

La práctica instrumental y su estudio previo

Por Albert Ferrer Flamarich
Estrategias eficaces de práctica instrumental. Primeros pasos al estudiar una obra musical. Silvia Tripiana Muñoz. Editorial Libargo, Granada, 2019. 162 págs. ISBN: 978-84-943568-6-5.

   En el sendero de la Editorial Libargo confluyen aciertos que introducen nuevos campos y metodologías, a menudo de corte académico. Un nuevo ejemplo es el de la reflexión sobre los procedimientos en el aprendizaje previo a la interpretación. Un tipo de literatura, por cierto, muy ausente en España, más fértil en traducciones específicas foráneas como el compilatorio de ensayos elaborado por John Rink, La interpretación musical, comercializado por Alianza Música en 2006 o Interpretación. Del texto al sonido de Gerhard Mantel, también para el mismo sello un año después. En general, si parte de la literatura sobre la materia de hace más de una década era frecuentemente abstrusa por su lenguaje altamente técnico e impenetrable, Silvia Tripiana confecciona un manual conciso, legible con enorme facilidad, muy expeditivo, en torno al talento y el aprendizaje; la necesidad de una buena tutoría y sobre las habilidades físicas, cognitivas y musicales. El lector hallará una estructura lógica, argumentada y ordenada, que suele recurrir a las preguntas como conectores y eje discursivos, a la par que comenta cuestiones muy obvias con otras que lo son menos. Además, la mayor parte de sus capítulos pueden entenderse sin el contexto global de los mismos.


   Desde un marco teórico general, parte de la experiencia de un amplio abanico de fuentes, testimonios y estudios que incluyen intérpretes internacionales, pedagogos e investigadores específicos. Su apuesta por la objetividad y el carácter pragmático, desarrolla ocho estrategias de práctica instrumental basadas en una metodología de la fragmentación, de la máxima concentración, de la adecuación ergonómica, de la auto-orientación, de la escucha autocrítica, de la lectura precisa como práctica preventiva, de la práctica indirecta y del límite actual. Su aplicación permitirá al lector, especialmente si es instrumentista, conocerse y rentabilizar sus esfuerzos y el tiempo invertido en el laborioso proceso de profesionalización. Más, sin existir recetas mágicas si no procesos de ensayo-prueba, más o menos (bien) dirigidos, en el que cada sujeto debe marcarse un objetivo. Este paso ya supone un primer paso para su consecución.

   Los capítulos se estructuran bajo una fórmula inductiva con apartados planteados a modo de pregunta sobre distintos ejes: los precedentes investigadores de cada práctica, cómo llevarla a cabo, la experiencia de su aplicación por parte de instrumentas, más otros específicos de cada propuesta. Éstas son rematadas por un resumen expuesto en cuadros sinópticos y esquemas que potencian las vertientes visual y pedagógica del estudio de Tripiana. A su vez corroboran su rigor y su coherencia metodológica y facilitan revisitar las bases de cada proceso y su cualidad de autoconocimiento y auto-aceptación. Por este motivo hay una condición previa decisiva: quien aprende ha de estar en disposición de modificar su perspectiva sobre la obra en sí y sobre sí mismo. Éste es un factor de psicología positiva imprescindible que corrobora que en esta vida no todo son aptitudes sino también actitudes. También puede hallarse un apunte de yoga, la influencia de la melina y algunos aspectos de psicología clínica, tanto en lo relativo a lo fisiológico como en lo emocional en la preparación, estudio e interpretación de una obra. En conjunto, este libro quiere ser un estímulo práctico para plantear el trabajo previo a la interpretación en cualquier estudiante y docente –que pueden ser la misma persona-, a su vez que para los amantes de la música que deseen saber más sobre técnicas de estudio y no depender únicamente de la tradición y la intuición. La autora alienta a no perder la pasión y la perseverancia, no desde la moderna autoayuda sino desde el desarrollo de las referidas ocho estrategias, independientemente de cuáles sean los instrumentos con los que se trabaje.

   Por otro lado, no se puede negar que, aún con su brevedad, este libro podría haberse comprimido más. Especialmente en los reincidentes epítetos –a menudo, los mismos a lo largo del trabajo- de las fuentes y testimonios citados en la red de apoyo a los preceptos teóricos. Una red eficaz en su talante expositivo aunque algo condicionado por su matriz académica. Las técnicas de estudio generales podrían aplicarse y adaptarse, si no totalmente sí parcialmente, a otros campos desvinculados de lo musical. La editorial andaluza está sabiendo dar salida a campos musicales cuya bibliografía, con una cuota de mercado ciertamente muy limitada e irrisoria, apenas cuenta con referencias traducidas al español o elaboradas por nuestros profesionales y estudiosos. A este ritmo, conocer el catálogo de la editorial andaluza será tan indicativo de los grandes ejes de la actualidad investigadora española como lo son ahora otros sellos, instituciones y academias de primer nivel en el país.

Autor:Albert Ferrer Flamarich
  • Comparte en Facebook
  • Comparte en Twitter

Compartir

Publicidad

<< volver

Búsqueda en los contenidos de la web

Buscador

Newsletter

Darse alta y baja en el boletín electrónico