Codalario
Está viendo:

'¡Trombón tercero de mierda...!'. Así es la horrible situación por la que están pasando los músicos de la Orquesta Sinfónica del Estado de México

  • Comparte en Facebook
  • Comparte en Twitter
 
21 de noviembre de 2017

   Vuelven a llegarnos alarmantes noticias sobre la situación de la Orquesta Sinfónica del Estado de México. Algunos músicos de esta entidad, que han preferido permanecer en el anonimato para evitar posibles represalias, se han puesto en contacto con CODALARIO para mostrar su preocupación por la situación a la que su director titular, Enrique Bátiz, está abocando al conjunto mejicano. Bátiz lleva más de 40 años como titular y, desde hace tiempo, padece unas obvias limitaciones físicas derivadas del Parkinson (una enfermedad que él mismo hizo pública) que hace que sea extremadamente difícil que los músicos puedan seguirle con garantías desde la tarima. A ello hay que sumar el duro carácter de Bátiz, que ha motivado graves denuncias de maltrato hacia los componentes de la OSEM.

   CODALARIO ya diera noticia en octubre de 2016 del documento publicado en su día por los profesores de la Sinfónica del Estado de México solicitando la renuncia del director. Lejos de haber encontrado una solución, la situación de la orquesta parece haberse agravado más, lo que ha llevado a algunos de sus profesores a emitir un comunicado del que nos hacemos eco:

"Nuevamente músicos de la Orquesta Sinfónica del Estado de México (OSEM) manifestamos a través de estas lineas para informar de los nulos cambios al interior de la institución, o acaso los que se hacen son de una decisión unilateral que en nada benefician a la agrupación musical y su resultado artístico que es propiamente la música. La capacidad profesional del Mtro. Bátiz es cada vez más disminuida en sus habilidades como consecuencia del agravamiento de sus males físicos, la comunicación verbal ante la orquesta es casi nula, es inaudible y su motricidad corporal es cada día más desconectada de lo que su mente pretende manifestar y da como resultado un desorden de sonidos, parte de los músicos queremos tocar con el ritmo propio de la música y otros pretenden seguir los movimientos inconexos de la mano del maestro que se mueve de una forma por demás ilógica a los movimientos que el compás escrito en la partitura marca.

   No sólo una extraordinaria calidad artística y técnica, es lo que se desea de un director musical que tenga una buena comunicación humana con la orquesta y en el caso del mtro. Bátiz es inexistente cualquier tipo de dialogo, pues su actitud es de cerrazón, tiranía, misoginia, machismo, discriminación hacia grupos étnicos, nepotismo, agresiones, acoso sexual y también amenazas contra los músicos.

   La programación de las temporadas es de una repetición de hartazgo se puede consultar ciclos recientemente pasados y se constatará lo aquí dicho, misma música, directores y solistas. Algunos de ellos son de buena calidad artística, pero el 80% de los demás van de lo mediocre a lo malo, que en otras orquestas serían vetados para siempre y en la OSEM su regreso es constante. Ello como respuesta de los intercambios que se acostumbran dentro de la agencia italiana en la que el Mtro. Bátiz es miembro.

   Recientemente nos han vuelto la orquesta oficial del tristemente grupo priista "Antorcha Campesina" ya que nos traen de acá para allá (Morelia, Puebla, Ciudad Nezahualcóyotl, Chimalhuacán, etc.). No sabemos con qué fines políticos, económicos o de qué tipo, y con este motivo la orquesta ya no tiene la regularidad de presentarse en un subsede (como antes en el Teatro del Centro Cultural Mexiquense Bicentenario en Texcoco) y se da el hecho de tocar en muchos casos con menor o igual numero de personas de publico que el de músicos.

   Por eso exhortamos a la nueva Secretaria de Cultura del Estado de México, Lic. Marcela González Salas, que tomé cartas en el asunto".

Uno de los aspectos que más preocupa a los músicos es el trato recibido por parte del director, al que no duelen prendas en proferir insultos a sus músicos. Aportamos algunas frases extraidas de las grabaciones a las que CODALARIO ha tenido acceso:

"La gran puta que los trajo a todos".

 "No, no, no, ¡qué nacos, qué nacos!". 

"Hay que conocer la música para no mamarla mal. Yo no voy a permitir esta mierda. Hay otras orquestas donde si lo permiten y los tratan mejor. Permiten toda la caca. Se la embarran juntos"

"Trombón tercero de mierda. De mierda... mierda licuada"

"Las líneas son para sostener el canto y no para hacerle maricones, mariposas, coño de..."

"Lo naco es algo que no se quita. No se quite por que dice: no violes a las mujeres. No, no las voy a violar. Nada más sale y trae el pájaro listo para violar más. Violadores de Paplanta. Y la música".

"Necesitan un dedo en el culo para que entiendan. Pinche dedo en el fundillo"

   La situación en el seno de la orquesta ha llegado incluso a dividir profundamente a sus componentes ante la situación vivida con el director. "Al dirigir, la alegría está ausente, todo es serio, caótico, improvisado y sin control, inelegante, aburrido, nervioso, violento, amenazante, parcheado y entrecortado", confiesa uno de los componentes: "Nunca tenemos un verdadero ensayo general. El primer concierto el día viernes es la PRIMERA vez cuando tocamos el movimiento de la obra completo!", explica. Ante la gravedad de la situación, solicitan "ser escuchados y que se respete la opinión de todos los músicos integrantes de la Orquesta Sinfónica del Estado de México (OSEM), porque nos ignoran y mienten las autoridadesQue la Secretaría de Cultura del Estado de México o mejor una institución independiente investigue dentro de la OSEM. Que el mtro. Bátiz reciba una pensión y que se haga una convocatoria internacional para buscar y contratar el mejor director de orquesta".

Autor:Codalario
  • Comparte en Facebook
  • Comparte en Twitter

Compartir

Publicidad

<< volver

Búsqueda en los contenidos de la web

Buscador

Newsletter

Darse alta y baja en el boletín electrónico