CODALARIO, la Revista de Música Clásica

Portada

LA ORQUESTA SINFÓNICA Y CORO DE RADIO TELEVISIÓN ESPAÑOLA, CONTRA LAS CUERDAS. Por Gonzalo Lahoz

11 de marzo de 2013
Vota 1 2 3 4 5
Resultado            79 votos
      Al poco tiempo de asumir la titularidad de la Orquesta Sinfónica y Coro de Radio Televisión Española,  el uruguayo de origen austriaco Carlos Kalmar no se cansó de repetir las razones que habían hecho la oferta de su nuevo puesto tan tentadora; la principal, el origen mismo de la OSCRTVE, de su naturaleza como formación musical ligada a la radio y televisión públicas, la capacidad para realizar grabaciones con sello propio, viajar al extranjero para difundir la música española y, claro está, la emisión en directo o diferido de los conciertos a través de las ondas. Sin embargo, a día de hoy, las cosas parecen haber cambiado preocupantemente para la institución española, hasta el punto de que se encuentra ante una de las situaciones más preocupantes de los últimos años.
      Sobre la mesa, la dirección de la Corporación de RTVE ha dejado caer la propuesta de un nuevo cambio de convenio que llevarían a la Orquesta y Coro directamente al borde del abismo. La idea trata, lisa y llanamente, de imponer un contrato laboral de fijo-discontinuo a una orquesta sinfónica. Tal y como recoge el borrador de la propuesta, se pretende que los miembros de la OSCRTVE presten sus servicios "exclusivamente durante la temporada de abonos, en régimen de trabajadores fijos discontinuos, en función de la duración anual de la temporada", la cual "abarcará de octubre a mayo". En la práctica, el hecho de que todos los componentes de la Orquesta y el Coro vayan al paro durante cuatro meses al año (teniendo en cuenta además el régimen de incompatibilidad al que están sujetos) en los que la inactividad sería total, significa si no la muerte de la orquesta en un primer momento, sí la desaparición de la misma en un plazo de tiempo relativamente corto, dejando la puerta abierta a que los profesionales abandonen un barco cuyos responsables parecen querer anegar y hundir a través de ideas tan bárbaras como es la de parar la actividad de una orquesta durante tan prolongado periodo de tiempo, algo que no se da en ningún lugar de Europa. Desde Bulgaria hasta Reino Unido, desde Croacia a Lituania, no hay un solo estado en el que se de una situación similar para las orquestas de sus radios públicas.
      Para un mayor agravio, con el cambio de convenio, todas aquellas palabras que recordaba anteriormente y que el propio Kalmar hacía suyas al llegar a Madrid, podrían también evaporarse puesto que es al llegar el final de la temporada de abono cuando se realizan las grabaciones del sello RTVE (para las bandas sonoras, eso sí, el ente prefiere recurrir a formaciones de Europa del Este en operaciones cuanto menos sospechosas, contando con orquesta propia).
      No pasa desapercibido para los oyentes asiduos al Monumental la especial gravedad de esta situación, aún más dolorosa en una orquesta que atraviesa y soporta las condiciones en las que se encuentra la OSCRTVE, con un presupuesto que cada año se ve más y más mermado y prácticamente abandonada por sus responsables en cuanto a difusión de sus actuaciones se refiere (las redes sociales y demás son llevadas por los propios músicos de la orquesta), así como una casa, el Teatro Monumental situado en la calle Atocha de Madrid, que desde hace ya muchos años viene siendo un tema de preocupación entre el público.  Justo ahora hace un año, tuvo que cancelarse todo un programa con la Séptima Sinfonía de Mahler, sin explicación pública alguna. Todo el mundo pareció asumirlo con demasiada naturalidad.
      A ello hay que sumarle humedades, malos olores, cables vistos, filas de butacas calzadas con tacos de madera, desconchones... pero todo ello puede olvidarse cuando uno se deja llevar por el amor y el arte de unos músicos entregados a aquello que hacen, a aquello que sienten. Desde luego, si sale adelante el cambio de convenio tal y como ha planteado la dirección de RTVE, parece obvio que acabará desapareciendo una orquesta con más de cuarenta años de historia, y con ellos la ilusión y el amor por la música de mucha gente, tanto dentro como fuera del Monumental, con todo lo que ello conlleva
crisis cuerdas rtve codalario monumental orquesta y coro de radio televisión española
0 Comentarios
Insertar comentario

Para confirmar que usted es una persona y evitar sistemas de spam, conteste la siguiente pregunta:

* campos obligatorios

Aviso: el comentario no será publicado hasta que no sea validado.