Codalario
Está viendo:

BEATRIZ BLANCO, chelista: "Si Jacqueline du Pré viviera, habría hecho lo imposible por conocerla"

  • txcomparte_facebook
  • txcomparte_twitter
 
23 de octubre de 2014
Fotografía: José A. Padilla

Beatriz Blanco ofrece este sábado a las 19:00 horas un recital de violonchelo junto al pianista Federico Bosco,  dentro del ciclo musical "Music above the Park". La joven chelista española y residente en Suiza, protagonizará junto a Bosco la próxima velada musical de este singular proyecto musical, que ofrece un espacio íntimo y alternativo para todo tipo de presentaciones, conciertos, showcases, lanzamiento de artistas, etc. siguiendo el modelo de ‘’conciertos de salon’’ del siglo XIX.  Debido a las limitaciones de espacio y al diseño del formato y  la sala, situada frente al Parque del Retiro y al Casón del Buen Retiro, los interesados en asistir deberán solicitarlo previamente al siguiente e-mail: info_arroba_musicabovethepark.com. La entrada es gratuita para los suscriptores de Codalario Premium. El programa estará compuesto por obras para chelo y piano de Chopin y Franchomme, que ambos artistas grabarán en cedé el próximo mes de mayo.

Hábleme de sus primeros profesores, ¿Qué le aportó Frits Driessen? 

El primer contacto que uno tiene con el instrumento muchas veces determina tu futuro. Yo tuve una suerte increíble al empezar con Frits, cellista de la OSCyL. No hay persona más paciente y cariñosa en el mundo. Las clases eran diversión y en cada una descubría cosas nuevas. Le estoy muy agradecida. Él fue el primero de una lista de nombres que en mayor o menor medida no puedo olvidar. Julia Rocha, María de Macedo, Viguén Sarkíssov, Aldo Mata, María Casado, Chola de Santiago y Asier Polo en España. Ya fuera, seguí aprendiendo de Ivan Monighetti, Anton Kernjak, Clemens Hagen y Thomas Grossenbacher, quien actualmente me sigue escuchando y orientando. La primera orquesta que escuché, la OSCyL, ha estado siempre muy presente en mi trayectoria. Debuté con ellos en el 2004 y volveré a compartir con ellos escenario en el Auditorio Miguel Delibes el 9 de Enero, con el concierto de Elgar.

¿Quién interpretaba aquel “Preludio de la I Suite de Bach para violoncello solo” que tanto le influyó?

Antes de entrar a mi primera clase de cello, una alumna tocaba algo que me puso los pelos de punta. Me pareció una música increíble, que por supuesto no conocía. Me faltó tiempo para preguntarle a Frits por aquello. Me explicó que era Bach, el Preludio de la Primera Suite, y que lo tocaría cuando fuera más mayor. Me recomendó escuchar la versión de Anner Bylsma. Fue el primer disco que tuve. Aunque si me preguntas por la primera primera vez, aquella alumna se llama Laura Núñez, es cellista y desde pequeña la admiré muchísimo.

¿Por qué vive en Suiza?

Llegué aquí a los veinte años a estudiar con Monighetti y el tiempo que pasé fue muy intenso y rico en muchos aspectos. Cuando terminé mis estudios con Clemens Hagen en Salzburgo, tenía varias posibilidades abiertas y opté por volverme a Basilea, tanto como por la parte personal como profesional. Hay muchísimas oportunidades y proyectos interesantísimos de gran calidad. El mercado es mucho más amplio y no está limitado. No te encasillan en nada concreto, eres músico y como tal tienes muchas opciones. ¿Por qué sólo Barroco o Contemporáneo? ¿Por qué solista, o músico de orquesta? ¿Por qué hay que dividirlo todo? Para mi, un buen músico es alguien completo, que es capaz tanto de tocar una sinfonía de Mahler dentro de una sección, como un Ricercare de Gabrielli o un concierto de Dvorak.

¿Cuáles son sus objetivos artísticos de cara al futuro?

Seguir mejorando cada día sin perder la ilusión, aunque a veces sea complicado mantenerla en estos tiempos. Seguir haciendo lo que me gusta y poder vivir de ello. Sentirme realizada y orgullosa con mi trabajo y tener la oportunidad de conocer a los artistas que admiro. Crear más cultura musical en nuestro país, poder devolver un poco lo que estoy aprendiendo.

Hablemos de chelistas. ¿Qué piensa de Jacqueline du Pre?

Me encanta. Siempre pensé que si hubiera vivido aún, habría hecho lo imposible por conocerla, por estudiar con ella. Tiene estrella, es artista. Y esto es algo mucho más grande que ser un buen instrumentista.

¿De qué chelista del pasado se siente más cerca?

Jacqueline du Pré. Quizás por ser mujer, por tener ese tipo de energía.  

¿Con qué instrumento toca? ¿Cree que hay algo de mito entorno a la sonoridad de chelos de ciertos luthiers?

Es un C.Pierray de 1720. Lo adquirí hace algo más de una año gracias a una Fundación que lo compró. Estoy encantada, tiene un timbre muy profundo y oscuro, un tipo de sonido muy especial que era el ideal de sonido que yo tenía en la cabeza. No puedo pedir más.

También creo que sí, ahora mismo hay cantidad de Luthiers de muchísima calidad que construyen instrumentos que no tienen que envidiar a muchos antiguos y claro que el precio es más accesible. No buscaría tener un instrumento antiguo por que sí, cuando uno moderno puede ya tener la misma calidad de sonido. Aunque es cierto que a veces los antiguos tienen ese no se qué... Ay, es todo un tema!

Fotografía: José A. Padilla

Autor:Aurelio M. Seco
  • txcomparte_facebook
  • txcomparte_twitter

Compartir

0 Comentarios
Insertar comentario

Para confirmar que usted es una persona y evitar sistemas de spam, conteste la siguiente pregunta:

* campos obligatorios

Aviso: el comentario no será publicado hasta que no sea validado.

Publicidad

<< volver

Búsqueda en los contenidos de la web

Buscador

Newsletter

Darse alta y baja en el boletín electrónico